Sobreviví a los terribles tres

“Sobreviví a los terribles tres” ¿Sueno a mala madre si lo digo? Y es que cada etapa de nuestros hijos tiene su magia, ese encanto particular pero también tiene momentos que nos hacen engraparnos al techo. Tienes que repetir como mantra “crio con apego” y en mi caso tengo que decir que este año de threenager hubo varios momentos así en los que me sentí perdida y no sabía si iba bien 

terribles tres

Pero (como siempre en la maternidad) también hubo detalles que me hicieron recordar que si lo estaba haciendo bien.

¿De verdad son los terribles tres? 

En verdad hay mucho que contar de esta etapa, para su cumpleaños ya sabía exactamente el tema de sus tres pasteles y fue un gusto hacerle sus dulceros de Mickey Mouse para la ocasión, llegaron las ganas de ser mas independiente y de sentirse mas grande ayudando en casa así que ahora él es el encargado de guardar la leche y tiene un par de lazos puestos a su altura para cuando subimos a tender la ropa. 

En este año me uní al reto montessori (aunque lo deje olvidado hace poco) así que el orden fue otro aspecto en el que es gratificante ver como Angel sabe ya en que cajón encuentra que cosa de su ropa no solo para sacarla también para meterla.

Este año aún tuvimos inconvenientes con el lenguaje, lo alentamos a que use mas sus palabras que su cuerpo cuando quiere algo y de a poco hemos visto ese avance, nos encanta como a veces se expresa con palabras de “adulto” diciendo “obviamente eso no va  a pasar” entre otras frases que es una fiesta oir (bueno y deberían escucharlo decir borrar con acento francés jajaja). 

Soy honesta, no creo que sean tan terribles los tres aunque habría que preguntarle a Angel, quien este año vio su vida cambiar radicalmente, tuvo que aprender este año un poco mas de la muerte y despedirse su abuelita Rosy, como madre puedo decir que la fortaleza de nuestros hijos y la sabiduría que tienen es algo que debemos aprender a observar y nunca decir a la ligera “al fin niños“. Así que respira este si es un año complicado entre sus deseos de independencia y sus ganas de ser niño grande, mi consejo fluye con él tu también estas aceptando que él no es mas un bebé y eso no es nada sencillo.

Hoy comenzamos el 4 año de Angel estoy un poco ansiosa (pero victoriosa por pasar el nivel terribles tres con lo mas cercano a la cordura) por todas las cosas maravillosas que vienen y todo el aprendizaje que él y yo tendremos juntos, nos faltan muchos pasos por caminar, estos apenas son los primeros y nos encantará que ustedes estén con nosotros y sigamos aprendiendo juntos 

panteras football flag

Y aunque siempre les comparto mis historias por acá, recuerden que podemos seguir la conversación en las redes sociales, así que nos vemos en instagram, facebook y twitter, también quiero verlas a ustedes sobreviendo a los terribles tres o al año en el que estén sus peques y aceptando juntas que la verdad, no son tan terribles y cada momento tiene su oportunidad para aprender a ser madre. 

Sobreviví a los terribles tres 1

7 comentarios en “Sobreviví a los terribles tres

  • el 6 noviembre, 2015 a las 22:55
    Permalink

    Los pequeños son increibles, han evolucionado tanto que a esa edad por ejemplo , mi pequeño ya decidía que color usar y que le gustaba y que no, que se veía al espejo y veía si se veia guapo jajaja , asi que yo creo que esa edad y las venideras son maravillosas, vez como tu bebe que siempre esta quieto , comienza a ser una personitas con ideas, una personita que con unas simples frases te mueve el piso, yo nunca los he visto como terribles, lo he visto como experiencias y han sido años que mas he disfrutado de mi peque tanto en el aprendizaje como en sus experiencias, Me chifla verlos crecer.

    Respuesta
  • el 7 noviembre, 2015 a las 4:07
    Permalink

    Al leer tu post, me queda claro ¡cuántas lecciones nos dan los niños! y como madres cada etapa es un aprendizaje. Igual que tú, creo que cada etapa tiene su encanto y los tres años también tienen lo suyo. Me gustó mucho tu post, escrito con el corazón. Besitos.

    Respuesta
  • el 8 noviembre, 2015 a las 13:19
    Permalink

    para mi la peor edad son los dos. Mis dos hijos eran buenísimos para comer, hasta que cumplieron dos años. Es horrible. Esta lleno de cambios. Dejar el pañal, comer solos…. Los tres tienen tb su miga. Lo mejor es a partir de los cuatro.

    Respuesta
  • el 9 noviembre, 2015 a las 8:34
    Permalink

    Todos los años tienen sus cosas buenas y sus cosas malas mientras son pequños 🙂

    Respuesta
  • el 9 noviembre, 2015 a las 23:52
    Permalink

    Sólo me asustas, no me digas que hay terribles 3 y 4 y 5… noooo jaja
    Que bueno que me llevas ventaja para que me aconsejes jejeje, por cierto, me encanta en su uniforme de tocho! se ve guapísimo.

    Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.